Blog

La sala preparada para recibir a los invitados

Una de reuniones familiares: la primada de los Azpiroz

La entrada de hoy refleja cómo Salsereta no sólo es una sala para celebrar cumpleaños infantiles. Cierto es que también hemos albergado bautizos, cumples de adultos… pero sin duda alguna ésta era nuestra prueba de fuego. A mediados del mes de octubre se puso en contacto conmigo Gorka, el organizador de la primada anual de los Azpiroz, interesado en juntar a toda la familia en Pamplona para mitades de noviembre. Le indiqué el funcionamiento de la sala, las posibilidades de nuestro cátering y la capacidad del local, y parece que le cuadró, porque tras varios intercambios de emails vino a conocer Salsereta y le gustó, ¡así que yo encantadísima!

Los organizadores del evento, dos de los primos Azpiroz

Los organizadores del evento

Formalizamos la reserva de la sala para el 14 de noviembre, a la espera de concretar el menú y el número de invitados, y el día anterior al evento me confirmó el número final de asistentes: 59 adultos y 5 niños, ¡menudo poder de convocatoria Gorka! Era la primera vez que organizábamos un evento para tanta gente y no queríamos decepcionar, así que el día de la primada, al abrir el local a primera hora de la mañana para que la empresa de cátering realizara el montaje, nuestros nervios estaban a flor de piel.

La familia disfrutando de la comida

La familia disfrutando de la comida

Cuando llegaron los invitados respiramos aliviados al ver la cara de satisfacción que nos regalaron al entrar al local, y desaparecimos, dejándolos completamente a su aire. Durante la tarde Gorka tuvo el detalle de informarme sobre cómo iba transcurriendo la reunión anual de primos: la comida había salido perfecta, y durante la sobremesa unos habían decidido echar unas partidicas de cartas, mientras otros charlaban poniéndose al día o seguían el partido de pelota por televisión. Los más pequeños, como no podía ser de otra forma, disfrutaban saltando y jugando en nuestro parque de bolas.

Otros aprovechaban para charlar

Unos se ponían al día

Los mayores jugando a las cartas

Mientras otros echaban un mus

Según me contaron a la salida, el día les dio para todo, ya que además brilló el sol con fuerza y pudieron disfrutar de nuestro “jardín” y los columpios cercanos. Además, en esta ocasión los Azpiroz dispusieron de un camarero para ellos solos que les ponía las copas que querían según las demandaban. Sin duda alguna esta familia fue una pionera dándole un nuevo uso a nuestra sala multifuncional.

, , , , , , , ,

Publicaciones relacionadas

2 Comentarios. Dejar nuevo

Estuve celebrando una fiesta con los compañeros del colegio de mi hija recientemente y el evento fue un éxito. El local… Espectacular, y la dueña muy amable y ofreciéndonos todos tipo de facilidades y servicios.
Ya hemos reservado para otro evento en febrero
Muy recomendable

Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Fill out this field
Fill out this field
Por favor, introduce una dirección de correo válida.
You need to agree with the terms to proceed

Menú